En qué consiste la Política agrícola de la Unión Europea

http://www.europa.eu.int/comm/agriculture/index_es.htm

El modelo agrario europeo está basado en:
• una agricultura moderna y competitiva, capaz de ocupar un lugar preponderante en el mercado mundial, al mismo tiempo que garantiza un nivel de vida equitativo y una renta estable a los productores;
• una agricultura duradera y de calidad, que utiliza métodos de producción sanos, respetuosos con el medio ambiente, que suministra productos de calidad que responden a las expectativas de los consumidores;
• una agricultura al servicio de los territorios rurales, rica en diversidad y en tradiciones, cuya misión no es sólo producir sino también mantener un mundo rural vivo, activo y conservar la calidad del espacio y el paisaje rural;
• una política agrícola simplificada, en la que se establece claramente lo que se decide en común y lo que corresponde a cada Estado miembro.
La nueva PAC (Política Agrícola Común) se orienta hacia una agricultura europea más fuerte, más respetuosa con el medio ambiente, capaz de sacar partido de su diversidad y de responder a las aspiraciones del conjunto de la sociedad.

Una agricultura europea que conlleve Una mayor competitividad en los precios y en la calidad refuerza la posición de la producción agrícola en el mercado interior y en los mercados internacionales.

La nueva política introduce una disminución progresiva de los precios institucionales en varios mercados importantes (cereales y carne de vacuno a partir de 2000, leche a partir de 2005) con lo que el sistema de intervención recobra su función de red de seguridad.
Al mismo tiempo, se aumentan los pagos directos para garantizar a los agricultores una renta estable y un nivel de vida equitativo.

La nueva PAC incorpora las expectativas de los consumidores en materia de la calidad alimentaria, la protección del medio ambiente y el bienestar de los animales e integra la calidad como uno de los componentes de la competitividad. El respeto de normas mínimas en todos estos ámbitos se inscribe explícitamente en las normas que regulan los mercados y el desarrollo rural.
La aplicación de medidas medioambientales necesarias para la protección del medio ambiente y la conservación del espacio rural ha pasado a ser una medida obligatoria y se invita a los Estados miembros a aplicar las medidas de protección más adecuadas.
Los principales responsables de la promoción de los productos agrícolas son los productores, los mayoristas, los minoristas, la industria de transformación y los Estados miembros. Sin embargo, la Comunidad Europea puede aportar también una valiosa contribución en este campo a través de la financiación (parcial) de medidas destinadas a facilitar información sobre los productos agrícolas y alimenticios de la UE o a promoverlos

La agricultura ecológica, que la Comisión Europea define como la utilización de métodos de producción agrícola y ganadera no perjudiciales para el medio ambiente -y que no implican, por tanto, el uso de fertilizantes sintéticos, hormonas de crecimiento, antibióticos que favorecen el crecimiento o pesticidas sintéticos, ni manipulaciones genéticas-, responde a la preocupación de los consumidores por la calidad de los alimentos, el medio ambiente y el bienestar animal.

Si desea información sobre las posibilidades de financiación que existen para los programas Sapard y los programas de desarrollo rural, diríjase a los Ministerios nacionales de Agricultura.